Caso Solano: tras el primer día de juicio, todo sigue el jueves

Bajo un importante despliegue policial comenzó hoy en General Roca el juicio a siete policías por la desaparición forzada de Daniel Solanoel joven trabajador salteño de 27 años de quien nada se sabe desde 2011.

La reja de acceso al edifico de la ciudad judicial permanece cerrada mientras se esperaba el inicio de la primera audiencia prevista para las 9 de la mañana. Fuentes judiciales adelantaron que hoy no habrá declaraciones de testigos.

Solamente se realizar la lectura completa a la acusación, se escucharán los planteos de las partes sobre cuestiones previas y se tomará declaración indagatoria a los imputados. Estiman que esta primera audiencia durará alrededor de 5 horas.

Minutos después de las 8, llegó al auditorio Gualberto Solano -padre del joven trabajador desaparecido- acompañado de uno de sus abogados. En un breve diálogo con la prensa, Solano declaró: “Luché seis años y medio, quiero encontrar el cuerpo de mi hijo y llevarlo”. Además insistió en la hipótesis de que a su hijo lo mataron porque hizo un reclamo laboral.

La expectativa es que se haga justicia. Hace más de seis años que estamos transitando este largo camino junto con Gualberto. Esta elevación a juicio se ha producido hace 3 años y tardamos tres años en empezar a bajar al jagüel. Dos años estuvo dando vueltas el expediente por una cuestión de competencias. Finalmente llegamos acá y esperamos que de una vez por todas comiencen a venir los testigos, muchos ya declararon bajo identidad reservada y ahora lo harán mirando a la cara a los jueces, a nosotros y a los imputados”, dijo el abogado.

Por otra parte, ya estaban en la sala los abogados de los siete imputados y de a poco llegaban sus familiares. Carmen Scuadroni, esposa de uno de los imputados, desvinculó a su marido del crimen. Dijo que su expectativa es que a través del juicio “se llegue a la verdad y se arroje luz sobre una causa que tiene muchas irregularidades y mucha oscuridad”. Agregó además que el pedido de las esposas de los policías es que aparezca Daniel Solano.

Habló Carmen Scuadroni, esposa del policía imputado Sandro Berthe

Entre el público están presentes distintas familias de personas desaparecidas o muertas por crímenes del Estado que permanecen impunes. Ellos son el grupo de familiares y amigos de Luciano Arruga (sede Alto Valle); César Casas, padre de Matías Casas (caso de gatillo fácil en Neuquén); Claudia Painevil, hermana del hombre desaparecido en Allen; y Asunción Ávalos, padre de Sergio Ávalos que a 15 años del hecho no hay ningún imputado.

Mientras tanto afuera del edificio, se manifiestan la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA) Autónoma junto a sindicatos, organizaciones y movimientos sociales para reclamar justicia.

Ver más: «Quiero encontrar el cuerpo de mi hijo y llevarlo», dijo el padre de Solano

Comentarios