El hombre que golpeó y quemó la casa de su ex pareja tenía prohibición de acercamiento

Roberto Valdés, el hombre que golpeó a su expareja, le quemó la casa y escapó, tiene una prohibición de acercamiento desde enero, señaló la víctima a “Río Negro”.

El sujeto de 34 años es un trabajador rural y estaba casado con Mónica Albo de 31 que vive en Chacramonte. Actualmente están separados desde hace ocho meses y hace unos días finalizó el trámite del divorcio señaló la damnificada.

“Desde enero lo vengo denunciando, hice seis denuncias penales”, dijo Albo. La víctima contó que en ese mes se habían separado porque “él había cambiando, empezó a seguirme y después se fue de la casa”.

Sin embargo a los días volvió y amenazó con suicidarse si no lo dejaban vivir de nuevo en la vivienda. “Entró con un cuchillo y decía que se iba a matar, se lo ponía en el cuello. Esa vez estaba con mis nenes y lo fui a denunciar a la policía”, recordó Albo.

“Teniendo la prohibición de acercamiento volvía a la casa y decía que quería a vivir con nosotros, me seguía al trabajo y cuando iba a comprar”, contó.

La víctima tiene cuatro hijos, el mayor tiene 15 años. Tres son hijos que tiene con el agresor y tienen cuatro, nueve y doce años. Los chicos estaban en la casa de una tía cuando ocurrió el hecho.

La mujer es empleada doméstica pero no tiene trabajo y actualmente está viviendo en la casa de su mamá.

Comentarios