Teo Maureira y sus pequeños grandes pasos en Buenos Aires

El niño de 13 años que padece leucemia comenzó su tratamiento ambulatorio. La familia apuesta a la concientización.

Teo Maureira (13) ya fue dado de alta de la clínica Favaloro, donde permanecía internado en su lucha contra la leucemia. Desde el miércoles se aloja en un hotel junto a sus padres para continuar el tratamiento ambulatorio. Cristian, su padre y donante, contó que los niveles de glóbulos rojos y glóbulos blancos, como las plaquetas son positivos y que eso le permitió tener el alta.

El tratamiento ambulatorio consite en controlar el estado del niño cada 48 horas, cada 72 y así sucesivamente si su evolución es positiva.

Teo fue trasplantado, el pasado 8 de noviembre de médula ósea, y el proceso de recuperación fue “muy difícil y doloroso para él; los médicos ya nos habían alertado”, explicó el padre. Además relató que si su salud continúa por este camino, en un mes y medio prevén que lo trasladarían a Neuquén.

“Estamos muy felices, Teo en esta situación nos mostró fortaleza y nos enseñó cosas de la vida misma”, dijo emocionado.

Hace 10 días aproximadamente la médula que le trasplantaron se adaptó al cuerpo y comenzó a funcionar. “Por un lado fue muy bueno pero por el otro, fue horrible por él (Teo) empezó a sentir los cambios en su cuerpo”, describió Cristian.

El tratamiento es largo y en este momento comenzaron la etapa de las interconsultas, en donde se controla la evolución de Teo. La familia destacó el apoyo de la gente, de amigos y de la comunidad roquense que “nos ha brindado su fe y energía, no hay palabras para describir”.

El padre contó que sus vidas cambiaron a partir de enterarse de esta enfermedad, “es un mundo nuevo, una vida nueva, conocer personas nuevas que trabajan o conocen sobre el tema”.

El niño desde abril está atravesando un tratamiento de quimioterapia que es muy agresivo y sus padres comenzaron una gran campaña para concientizar a la sociedad sobre la importancia de donar sangre, una campaña que recorrió el país.

Ver más: Maradona se sumó a la campaña por Teo Maureira

“Vamos a seguir con la concientización cuando volvamos,porque hoy es mi hijo pero mañana puede ser cualquier otra persona”, aseguró. Con un análisis de sangre uno se puede anotar en un banco como donante de médula ósea y puede salvar una vida en cualquier parte del mundo. “Nos impactó mucho que chicos de 18 años hayan ido a donar sangre”, concluyó.

  • Teo es un ejemplo de lucha contra la leucemia y sus familiares siguen comprometidos con la campaña.

Comentarios