Escuela 253: Provincia tiene 30 días para arreglar el edificio

La Justicia hizo lugar al amparo de los padres y fijó un plazo de 30 días para las reparaciones en la primaria de Los Olmos.

Un pequeño grupo de padres logró imponerse ante sucesivos incumplimientos del gobierno provincial. La semana pasada, se conoció que la Justicia hizo lugar al amparo que presentaron hace tres meses e intimó al Ministerio de Educación a realizar reparaciones urgentes en la escuela 253, del barrio Los Olmos.

El plazo para los arreglos es de 30 días. Si no se cumple esa pauta básica, habrá una multa económica (astreintes) para los funcionarios responsables.

No van a lograr en un mes lo que no hicieron en tantos años. Pero el fallo está y veremos qué se prioriza y qué cumplen”, dijo ayer Natalia, madre de un alumno y amparista, en declaraciones al programa Vos a Diario (100.9).

Las urgencias del edificio ubicado en calle Bahía Blanca, entre Viedma y Lisandro de la Torre, se centran en el sistema eléctrico, los baños, el techo y el patio.

La resolución de la jueza civil María del Carmen Villalba generó satisfacción entre las familias, que de todas maneras advirtieron que se mantendrán atentas. “Ahora hay que esperar que Educación cumpla”, manifestó Lucía Parra, otra de las amparistas.

El mes pasado un perito certificó que la escuela primaria del barrio Los Olmos tenía baños clausurados, falta de matafuegos, problemas de agua y electricidad y un patio con vidrios rotos y árboles con peligro de derrumbe. A esto se le sumó en los últimos días el desborde de residuos cloacales en el patio y en los sanitarios y nuevas filtraciones en el techo.

“Se han hecho mínimos arreglos pero no se ha ejecutado en su totalidad nada de lo prometido”, agregó Parra.

El fallo reconoce la existencia de falencias dentro del establecimiento, “la mayoría de las cuales construyen riesgos efectivos no sólo para el servicio educativo que el Estado debe brindar, sino también para la salud e integridad de toda la comunidad educativa de la Escuela Primaria 253”.

Además apunta que no sólo debe garantizarse el derecho a la educación de lo menores en condiciones dignas y seguras sino también el derecho a la salud y a la dignidad de los alumnos, docentes, no docentes y padres.

Todas las tareas realizadas en el establecimiento educativo, a partir de este momento, deberán ser informadas ante el tribunal, detallando fechas y trabajos realizados.

Comentarios