En dos años el boleto de colectivo aumentó un 87% en Roca

La suba del 32% que entró en vigencia ayer fue la cuarta desde abril del 2016 y generó un impacto público negativo que no se había registrado con ninguno de los otros incrementos.

Usuarios, dirigentes gremiales y políticos repudiaron la decisión. Incluso un abogado presentó una nota en el municipio para reclamar los fundamentos de la medida.

El gobierno municipal informó oficialmente que hubo un pedido de la empresa 18 de Mayo, basado en “los aumentos en los insumos, salarios, congelamiento de los subsidios nacionales y a fin de mantener la calidad del servicio prestado en la ciudad”.

El análisis comparativo de los costos del boleto indica que en abril del 2016 la Sección 1 –utilizada por la mayoría de los pasajeros– había llegado a $ 9,36. Desde ayer esos mismos recorridos cuestan $ 17,50.

El salto fue muy superior a la inflación registrada en el mismo período en la región del Alto Valle, que –según datos del Indec– alcanzó el 51% en el mismo período.

Suponiendo que las tarifas del servicio no volverán a incrementarse en todo el año y agregando una inflación del 20% para este 2018 (no tan optimista como las proyecciones del gobierno nacional), el Índice de Precios al Consumidor igual seguiría 16 puntos por debajo de los incrementos autorizados para el transporte público roquense.

“Inferiores” a otras ciudades

Otra de las defensas planteadas por el gobierno de Martín Soria en la comunicación de la medida fue que “con este incremento de las tarifas del transporte urbano de pasajeros en Roca continúan siendo inferiores a las que se aplica en otras ciudades, tomando como referencia a Neuquén, cuya tarifa mínima es de $ 18,07”.

En Bariloche el boleto cuesta actualmente $ 16,44, aunque el municipio mantiene pendiente una respuesta al pedido de incremento de la empresa MiBus, que pretende llevar el precio a $ 19,68.

En Cipolletti se da una situación similar, porque el boleto cuesta hoy $ 13,75, pero esa tarifa no tiene modificaciones desde abril del 2017 y seguramente en poco tiempo aumentará.

Por su parte, en Viedma rige una tarifa de $ 13,50 desde enero de este año. Lo que no informó el gobierno roquense fue la comparación con otras ciudades en el rubro estudiantil.

En Roca los alumnos de primarias, secundarias y terciarias pagan desde ayer $ 5,60 por boleto, cuando en Neuquén ese boleto cuesta $ 2,71, en Cipolletti $ 3,85 y en Bariloche es gratuito para quienes asisten a colegios públicos.

Ver más: Críticas a Soria y el Concejo por el impacto para los trabajadores

 

  • En Bariloche el boleto también corre delante del bolsillo del usuario: en una década aumentó un 1.164% y casi duplicó la evolución del salario mínimo, vital y móvil.

Comentarios