Argentina-Croacia: de la fiesta a la desilusión en 90 minutos

En los bares del centro y en las escuelas se prepararon para vivir una fiesta. Argentina sufrió una dura derrota (3-0) ante Croacia que apagó la ilusión.

Con entusiasmo y esperanzas que la selección argentina superara a Croacia, la Escuela Primaria 317 y el Café 43 decoraron cada rincón del espacio blanco y celeste.

Pero la inesperada derrota p frente a Croacia generó desconcierto y decepción en el pueblo argentino. El clima en las calles céntricas roquenses no era el esperado por todos al finalizar el partido en Rusia. La victoria ansiada nunca llegó y el festejo una vez quedó postergado.

En el bar se criticó sin filtros al arquero argentino, Wilfredo Daniel Caballero, tras cometer un grave error en el área que derivó en el primero gol croata del partido, por parte del delantero croata, Ante Rebić.

La Primaria 317 decidió alentar a la selección en el establecimiento junto a sus alumnos, docentes y algunas madres que decidieron compartir el segundo partido de Argentina con la comunidad académica.

Carlos Tolosa, director de la institución, definió la actividad como un momento para compartir con los chicos y docentes; “hay alumnos que los padres vinieron a retirar y otros que están haciendo otras actividades porque no les gusta el futbol”.

Los pequeños albicelestes, alentaron a la selección sin respiro, vistieron sombreros y remeras. Flameaban banderas y sonaban vuvuzelas sin parar. Se escucharon lamentos y hasta un festejo en el minuto 29 por un simulacro de gol argentino.

Por su parte, en el Café 43 de Belgrano y Tucumán, en el “Yo Aliento”, el fan fest organizado por el «Diario Río Negro», estaba repleto hinchas argentinos.

Familias, amigos y parejas estaban expectantes al comienzo del segundo tiempo, con bebida de por medio y alentando por un resultado ganador; hasta el momento el partido continuaba igualado en cero.

Las esperanzas que empatara o ganara Argentina eran escasas, pero persistieron hasta que Luka Modric, jugador del Real Madrid, con un contragolpe al filo marcó con un remate de media distancia el 2-0 para Croacia.

Innumerables críticas recibieron los jugadores del seleccionado nacional, muchas mesas se vaciaron con el correr de los minutos y los comentarios no cesaban. El ambiente estaba tenso, “tienen que jugar en equipo, la individualidad no sirve”, comentó una mujer.

Quedó demostrado que Argentina viene a los tumbos en Rusia 2018. En los dos partidos jugados los resultados estuvieron muy lejos de lo esperado y la pasión mundialista comienza a desintegrarse en un país netamente futbolero. El fervor mundialista se repetirá el próximo martes, esperemos con otro resultado.

No pueden jugar tan mal, no hay una identidad de juego y a varios jugadores les queda grande la camiseta” Juan comerciante de la calle Tucumán

Fue una gran decepción el desempeño que tuvo la selección, así se complica seguir en el Mundial”. Ricardo saliendo de un bar del centro

 

El clima no se alteró en pocos minutos todo el mundo volvió al ritmo habitual de un día de semana. Argentina tiene escaso margen, casi nulo, para seguir en el mundial. Dependerá de otros resultados, no sólo deberá ganarle a Nigeria el martes y por varios goles.

  • El martes 26, a las 15, el seleccionado nacional enfrentará a Nigeria en su tercer encuentro en Rusia 2018.

Comentarios