Agentes sanitarios realizaron rastrillajes en barrio Fiske Menuco

A lo largo de la semana, las cuadrillas de Agentes Sanitarios del hospital López Lima recorrieron el barrio Fiske Menuco de Roca. Allí visitaron a unas 400 personas y se detectaron algunas situaciones que implican la derivación al centro de salud más cercano. Ese fue el caso de niños con broncoespamos.

En las recorridas, no encontraron personas con síntomas de covid-19. Natalia Freisztav, es coordinadora del área de Atención Primaria del ministerio de Salud de la provincia, y esta semana estuvo trabajando en el hospital de Roca y participó de los rastrillajes.

“Lunes y martes trabajamos en barrio Fiske Menuco y la verdad que fue una visita muy rica. La mayoría nos recibió muy bien. En algunos lugares nos dijeron que era la primera vez que una institución llegaba a preguntarles por su situación durante la pandemia, si necesitaban algo”.

Durante los rastrillajes, los agentes sanitarios realizan su trabajo habitual de detección de población con factores de riesgo, (por ejemplo, enfermedades crónicas), así como de embarazadas y niños que deban completar su esquema de vacunación. A esto, ahora se suma la detección de posibles casos de coronavirus.

“La gente reconoce al agente sanitario como una persona de la comunidad a la que respetan y quieren mucho y la verdad es que están haciendo ahora un poco más del trabajo que ya hacen todos los días”, dijo Freisztav.

La médica explicó que la población visitada está realizando de manera correcta las prácticas de cuidado personal y del hogar, adhiriendo a todas las recomendaciones sanitarias. Durante los operativos barriales, si una persona presenta síntomas como dolor de garganta o tos seca, se le toma la temperatura.

En caso de que tenga fiebre, se debe llamar al equipo de respuesta rápida. Ellos evalúan si se debe llevar a la persona al consultorio respiratorio. Una vez en el hospital, definen si se trata de un caso sospechoso y si amerita, o no, el hisopado.

“Salud pública lo mejor que tiene es su recurso humano. Y en esta pandemia están demostrando eso, acá en Roca y en todos los lugares de la provincia donde me ha tocado ir a hacer acompañamiento en el primer nivel. Tienen compromiso realmente”.

“Todos los niveles son fundamentales. El trabajo del equipo de Epidemiología es esencial y se complementan, al igual que los terapistas. Pero la intervención en el primer nivel permite que haya pocos pacientes en terapia intensiva. La síntesis sería: gracias a todo este trabajo que se está haciendo afuera, es que adentro la situación no está desbordada”, enfatizó Freisztav.